El móvil consolida su ascenso en las plataformas de pago

El móvil consolida su ascenso en las plataformas de pago

Los medios de pago digitales han crecido de manera muy significativa en los últimos años, tanto en España como en el resto del mundo.

 

BBVAOpen4U
|
29 Jun. 2020
El uso masivo de los smartphones y otros dispositivos móviles, unido al espectacular crecimiento que ha experimentado el comercio electrónico, han desplazado al dinero en efectivo como medio de pago preferido, una modalidad que cada vez es más residual.
 
Los datos hablan por sí solos. En España, el uso de apps de pago con móvil creció en España un 30% en el segundo trimestre de 2019, según el Estudio General Mobile, elaborado por Smartme Analytics. Una circunstancia que previsiblemente seguirá su tendencia ascendente en los próximos años, de la mano de la limitación del efectivo y la consolidación del móvil como principal medio de pago.

Alternativa al efectivo y las tarjetas

El pago por móvil se ha convertido en uno de los sustitutos de las tarjetas bancarias y del dinero en efectivo. Según la encuesta Consumer Insights Survey 2018, elaborada por PwC, cerca del 14% de los españoles utilizaban ya su teléfono móvil para realizar los pagos al menos una vez al mes, el doble que el año anterior. Este dato está ligeramente por debajo de la media mundial, que es del 17%. 
 
En el caso particular del comercio electrónico, las tarjetas de crédito y débito continúan siendo el medio preferido para pagar online en España, ya que se utilizan para el 43% de las transacciones, frente al 27,7% de algunos wallets digitales, como Apple Pay o Google Pay, según el estudio de JP Morgan 2019 Global Payments Trends Report. Sin embargo, se espera que estos últimos se conviertan el principal medio de pago para el año que viene, en 2021. 
 
Además, en lo que respecta a los pagos en comercios físicos, el pago móvil comienza a posicionarse de una forma bastante significativa. No en vano, de acuerdo al 66,5% de los usuarios, este método de pago crecerá mucho (38,5%) o bastante (28%) en los próximos uno o dos años, según el Índice de Ciudades Cashless de Mastercard

Tercera opción de pago en España

A pesar de que la mayoría de encuestados del estudio de Mastercard piensa que los pagos por móvil son su opción preferida, solo es la tercera opción más utilizada, por detrás del pago en efectivo y las tarjetas de crédito/débito convencionales. De hecho, tan solo el 11% de los consumidores utilizaron este método en 2019 de manera habitual, frente al 66% que utiliza las tarjetas de crédito, tanto en su modalidad contactless o a través de banda magnética, y el 17% que utiliza efectivo.
 
 
Esta situación se puede deber principalmente a dos factores, tal y como indica el estudio:
 
Por un lado, destaca el hecho de que los encuestados perciben que el efectivo es la opción más aceptada en su día a día, ya que el 77% considera que se acepta siempre.
Además, todavía existe cierto desconocimiento sobre las distintas formas de pago que los consumidores tienen a su disposición, según reconoce el 41% de los encuestados. Esto provoca que mucha gente aún desconoce que existen medios de pago por móvil mucho más cómodos y seguros que los tradicionales.

La revolución de las plataformas de pago móvil en España 

Es previsible que, en los próximos años, las plataformas de pago móviles se consoliden como el principal medio de pago en comercios físicos y online. Los principales gobiernos del mundo continúan limitando o incluso eliminando la posibilidad de pagar con dinero en efectivo, sobre todo para luchar contra el fraude y así tener un registro de todas las transacciones que se producen en el día a día. Y eso supone un auténtico impulso para las plataformas de pagos móviles.
 
Nadie quiere perder este tren. Las soluciones de pago ofrecidas por firmas tecnológicas como Apple, Google, Amazon o Samsung y plataformas como Bizum ya coexisten en el mercado, y están disponibles a través de las tarjetas de BBVA. A ellas habrá que sumar las que previsiblemente ofrecerán las aplicaciones de mensajería instantánea en un futuro próximo como WhatsApp o Telegram.
 
Dentro del mercado español, PayPal continúa siendo el wallet digital más utilizado por los ciudadanos, pues el 20% de todos los pagos realizados en el comercio electrónico se realiza a través de este medio, según datos del informe de JP Morgan. Sin embargo, cada vez existe una competencia mayor, desde que en 2016 se introdujesen otras plataformas como Google Pay, Apple Pay o Amazon Pay, entre otros.
 
A todos ellos hay que añadir otras soluciones españolas que han revolucionado la industria de pagos. Este es el caso de Bizum, una aplicación creada en 2016 por un consorcio de bancos españoles, entre los cuales se encuentra BBVA, que permite pagos entre las cuentas corrientes de particulares de forma instantánea. 
 
En 2019, Bizum alcanzó los seis millones de usuarios, con un crecimiento del 250% con respecto al año anterior. Además, en el mes de noviembre, la aplicación presentó una nueva funcionalidad para realizar pagos en comercios electrónicos, que permite a los usuarios realizar compras por Internet en aquellos comercios que hayan incorporado el botón de Bizum como método de pago.
 
En total, según el informe Spain Mobile Wallet and Payment Market Analysis & Opportunities, la industria de los pagos móviles en España crecerá hasta los casi 172.000 millones de dólares para 2025, con un crecimiento anualizado del 20,1% en el periodo de 2018 a 2025. Dicho de otro modo, en este periodo de tiempo se prevé un crecimiento del 332% en el uso de las plataformas móviles de pago.

Principales plataformas a nivel mundial

A nivel mundial, las plataformas de pago chinas continúan liderando la industria de este sector. Según datos recopilados por Merchant Savy, en la actualidad, Alipay es la aplicación de pagos que más usuarios tiene a nivel mundial, más de 1.200 millones. Le sigue de cerca WeChat, con cerca de 1.151 millones de usuarios, y lejos de estas se encuentra Apple Pay, con 441 millones de usuarios.
 
 
El crecimiento de todas estas plataformas ha sido igualmente espectacular en los últimos años. Por ejemplo, Apple Pay, la plataforma más utilizada en España, ha multiplicado por más de cinco veces sus usuarios a nivel mundial en tan solo 4 años, al pasar de 67 millones en 2016 a 441 millones de usuarios en 2019. Y ya suponen el 5% del total de pagos a nivel mundial, una tendencia que podría duplicarse en los próximos cinco años.

La alternativa de las criptomonedas 

No podíamos terminar este repaso sin hablar de las criptomonedas, y más concretamente, de Bitcoin. Cada vez son más los comercios que las aceptan como medio de pago, y cada vez más los usuarios que apuestan por ellas para realizar sus transacciones. 
 
De hecho, según el portal BitInfoCharts, cada día se realizan 232.000 transacciones a nivel mundial que utilizan el Bitcoin como medio de intercambio, unas tres operaciones por segundo. A esta cantidad hay que sumar las transacciones realizadas con el resto de las 2.351 criptomonedas que actualmente existen en el mercado. 
 
Y todo gracias a la propia naturaleza de blockchain, una tecnología que preserva el anonimato de los usuarios y, al mismo tiempo, permite realizar cualquier operación económica, en cualquier parte del mundo y de una forma instantánea. 
 
Las plataformas móviles para el depósito y pago a través de las criptomonedas siguen su estela. Algunas de ellas, como BitPay, Coinbase y GoCoin continuarán su crecimiento en la medida en la que Bitcoin y otras criptomonedas sigan siendo aceptadas como medios de intercambio.
 
En general, todas estas aplicaciones se han convertido por méritos propios en la moneda del siglo XXI. Y se espera que siga creciendo de forma importante en un futuro próximo.

 

¡Suscríbete!

Recibe nuestro boletín semanal. No te pierdas nuestros trucos, consejos, artículos y los eventos más innovadores.